Opositores al Arco Poniente denuncian acoso del Banco Estatal de Tierra

  • San Pedro Cholula

Opositores al Arco Poniente denuncian acoso del Banco Estatal de Tierra

  • Miguel Jaramillo
Funcionarios estatales han buscado a autoridades y ejidatarios para “comprarlos” a fin de que realicen labores de convencimiento.

San Andrés Calpan, Pue.- Agricultores adheridos al Frente Campesino de Ejidatarios y Pequeños Propietarios del Valle de Texmelucan y la Sierra Nevada acusaron de acoso a funcionarios del Banco Estatal de la Tierra que busca convencerlos de que vendan sus terrenos para construir el Arco Poniente.

Congregados frente a la presidencia municipal de San Andrés Calpan se proclamaron en contra del proyecto y se negaron rotundamente a su implementación, pues aseguran perjudicará a los pobladores en lugar de beneficiarlos.

Señalaron que en sus intentos de negociación los funcionarios estatales han buscado a autoridades y ejidatarios para “comprarlos” a fin de que realicen labores de convencimiento entre las comunidades.

Abraham Cordero Calderón, secretario del Frente Campesino, señaló que los propietarios de terrenos no quieren vender sus tierras, pues de hacerlo estarían hipotecando el patrimonio que les correspondería a las generaciones futuras, por lo que están dispuestos a llegar hasta las últimas consecuencias para defender su propiedad.

Puntualizó que no están dispuestos a la negociación, de tal modo que ni siquiera han escuchado ofertas económicas pues sería el primer paso para despojarse de sus tierras, mismas que solamente pueden cambiar de denominación bajo una determinación en una asamblea ejidal.

De llevarse a cabo la obra –mencionó- el sector agrícola sería el más afectado, ya que la región en la que se tiene contemplado establecer la nueva vía de comunicación es una tierra altamente productiva para la cosecha de granos y frutas, entre otros.

Detalló que específicamente en la zona de San Martín Texmelucan y Atlixco se logran generar aproximadamente dos mil toneladas diarias de hortalizas que se distribuyen la central de abastos de Puebla y la ciudad de México.

La construcción de los 42 kilómetros del Arco Poniente afectaría de manera directa a mil 200 ejidos, que de perderse dejarían sin empleo a alrededor de 12 mil jornaleros, trabajadores que no han sido considerados, lo que podría sumarlos a las filas de la delincuencia, explicó.

El secretario del frente campesino consideró además que la construcción del Arco Poniente no solo afectaría los empleos, sino que también serían truncados caminos vecinales y canales de riego.

“Si es de vital importancia, que busquen otra zona”

Los inconformes pidieron a las autoridades estatales centrar sus esfuerzos en obras de interés para Calpan y sus comunidades aledañas, como la mejora y restauración de las vías de comunicación ya existentes, pues ahora no consideran necesaria la incorporación de una nueva carretera.

Abraham Cordero Calderón destacó que el Arco Poniente solamente beneficiaría al sector privado, pues será una autopista de cuota, calificando tal acción como un “coyoteo” por entregarla al capital privado, situación que significaría una privatización más del gobierno.

No obstante el líder campesino dijo desconocer si ya se ha puesto en marcha un diagnóstico de impacto ambiental, social y económico, que pueda evidenciar las verdaderas implicaciones de la construcción de la carretera, apelando a la necesidad de ese tipo de estudios.

Finalmente, dijo que continuarán con los esfuerzos para evitar la obra, destacando que sus asesores buscarán insistir en la instalación de mesas de trabajo directamente con el gobierno federal para tener la certeza que respetarán sus tierras, concluyendo que si el arco poniente es de vital importancia para el gobierno estatal, que éste busque otra zona para su creación.